John McGinn, la vida en cuestión de milímetros

John McGinn, la vida en cuestión de milímetros

Desde su llegada a Inglaterra en 2018, John McGinn se ha convertido en uno de los futbolistas más extravagantes de la Premier League. Su pasión dentro del campo y su buen rollo fuera de él lo han llevado a ser adorado en Villa Park, donde la afición, ya sea por sus disfraces o por su nivel futbolístico, lo tiene en un pedestal.

Aunque hoy la carrera del centrocampista escocés parezca brillante, ha estado muy cerca de no poder contarlo. Un incidente en un entrenamiento estuvo a escasos milímetros de arrebatarle su carrera en el fútbol profesional, tildado por los médicos de milagro, John McGinn se repuso y hoy hace feliz a los «villanos» en la Premier League.

 

John McGinnn, a milímetros de dejar el fútbol

John McGinn comenzó su carrera en su Escocia natal, concretamente en el St.Mirren, donde con tan solo 17 años ya formaba parte del primer equipo y era uno de los talentos más llamativos de la tierra de William Wallace. Todo se remonta a abril de 2015, cuando el futbolista entrenaba junto a sus compañeros en una mañana que parecía tranquila.

La tranquilidad se esfumó cuando a su compañero Steven Thompson, mítico delantero escocés que destacó en Burnley y Cardiff City, se le ocurrió lanzar un palo de entrenamiento en forma de lanza. La mala suerte y la mala idea desembocaron en un accidente que casi le cuesta la vida a John McGinn, el palo se le clavó en la pierna y profundizó 7 centímetros. El propio John McGinn cuenta que su cirujano tildó el acontecimiento de milagro, ya que cuando fue a verlo descubrió que el palo se había quedado a escasos milímetros de perforar la arteria femoral. Pese a la gravedad del accidente, el tiempo de baja no fue excesivo, tras la operación tan solo necesitó de 6 a 8 semanas de recuperación.

Tras este acontecimiento, el futbolista llevó el caso a los juzgados para forzar su salida del St. Mirren ese mismo verano. A pesar de recibir las disculpas de su compañeros y el apoyo del equipo, el centrocampista escocés no deseaba seguir jugando para ellos.

Todo acaba con John McGinn desembarcando en el Hibernians, que por entonces jugaba en la segunda división escocesa. Un lugar donde no tarda en ganarse el corazón de la afición y en recibir cánticos que decían «You’re better than Zidane». Su intensidad en el campo y su despliegue físico llaman  la atención del Aston Villa, completando así su transición al fútbol inglés de manos del club de Birmingham.

 

 

John McGinn, y su trascendencia en el Aston Villa

Desde su llegada en 2018, cuando los ‘villains’ aún buscaban el ascenso desde la EFL Championship, hasta hoy en día donde quieren volver a ser un proyecto importante de manos de Steven Gerrard, John McGinn es una pieza vital para el club de Birmingham.

En su primera temporada fue un pilar imprescindible para que el equipo lograra el ansiado ascenso. Bajo las órdenes de Dean Smith el escocés brinda un rendimiento espectacular, jugando 40 partidos en los que suma 6 goles y 10 asistencias. Se consolida como figura referente del proyecto ‘villain’ junto a Jack Grealish y entre ambos logran mantener al Aston Villa en Premier League tras una primera temporada difícil.

 

 

Desde su ascenso, el club se ha conformado con mantenerse en media tabla. Pero en la presente temporada este objetivo por fin tiene cotas más altas. Se cesa a Dean Smith tras cosechar malos resultados y tener al club peleando por no descender. No obstante, la llegada de Steven Gerrard es un soplo de aire fresco al club y al propio John McGinn, quien parece haberse reencontrado tras un mal inicio.

A John McGinn no solo se le ama por su calidad y su nivel en el terreno de juego. También se ha ganado a la afición con acciones surrealistas como disfrazarse de pavo el día de Navidad y aparecer de esa forma en las instalaciones del equipo. Juega en otra liga.

 

 

¿Cómo juega John McGinn?

Es un centrocampista explosivo que destaca por su incansable capacidad física. Un jugador inagotable que se deja el alma sobre el césped en honor al escudo que defiende, y por eso es inamovible en el once de Steven Gerrard. A pesar de no estar teniendo su mejor temporada, McGinn no es un jugador que viva de estadísticas. Su trabajo durante los 90 minutos en ocasiones vale más que un gol o una asistencia.

Otra de las facetas más características de John McGinn es su disciplina y su ejemplo de juego limpio. Así lo demuestra el hecho de que en 92 partidos de Premier League no ha sido expulsado ni una sola vez.

Aunque parezca un jugador de corte defensivo, John McGinn es un centrocampista que se recorre todo el campo e incide en todas las áreas de juego. Le gusta ser creador y deja al menos 1’5 ‘key passes’ por partido, con un acierto del 79’5% en pases. En el apartado más ofensivo, destaca por su disparo lejano y por ser en muchas ocasiones un llegador nato, siendo algo habitual verle merodeando por el área para aprovechar la segunda jugada

La carrera de John McGinn estuvo cerca de acabar de forma prematura, pero la vida le da una segunda oportunidad y ahora , ya sea disfrazado de pavo o de héroe para evitar el  descenso de su equipo, su nombre siempre será recordado con cariño en Villa Park.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad