Martín Zubimendi, el “maestro” de la Real Sociedad

Martín Zubimendi, el “maestro” de la Real Sociedad

Martín Zubimendi, la última perla salida de la fábrica de Zubieta es el protagonista del análisis de hoy. El joven centrocampista de la Real Sociedad (21 años) se está ganando poco a poco un hueco en el equipo, y junto a Ander Barrenetxea, es uno de los pilares sobre los que se sustentará el futuro de la Real Sociedad.

Un chico de la casa que soñó con llegar al primer equipo

Martín Zubimendi es un chico de la casa,  que no ha tenido nada fácil llegar al primer equipo “txuri-urdin”. Ha pasado por todas las categorías inferiores de Zubieta, desde el fútbol base (juveniles, Real Sociedad C y Real Sociedad B), hasta el primer equipo. Un largo recorrido en el que destaca en todas y cada una de las categorías en las que jugó, incluso llegando a participar en tres ocasiones con las inferiores de la selección española, siendo protagonista en la última convocatoria de la sub 21.

En la temporada 2019/20, Zubimendi ya gozaría de minutos con la primera plantilla, disputando un total de 9 partidos, y jugando de una manera excepcional. En el filial siempre ha sido titular indiscutible a las órdenes de Xabi Alonso. 25 partidos en los que llevó la batuta del centro del campo y marcó 3 goles. En la presente temporada, ya está empezando a contar en los planes de Imanol Alguacil, incluso partiendo como titular en algunos partidos.

 

View this post on Instagram

💪😁🔵⚪

A post shared by MARTIN ZUBIMENDI (@martin_zubimendi) on

Martín Zubimendi, presente y futuro de la Real Sociedad

“El nivel que ha dado Martín jugando con el primer equipo y cómo se ha asentado, lo tenía dentro. Lo tenía que sacar, tenía que expresarse y tenía que sentir esa confianza porque tiene marcado el sello de Zubieta de gran pivote.” – Xabi Alonso, entrenador de la Real Sociedad B.

Como dice Xabi Alonso, leyenda del club y del fútbol español, Zubimendi ha caído de pie en el primer equipo, regalando buenas actuaciones, ya sea creando juego o incluso jugando con corte más defensivo. Zubimendi se está ganando a pulso un puesto en el primer equipo, en el que aún no tiene ficha por el momento, a pesar de estar entrando cada vez más en dinámica y ser ya una pieza importante como acompañante de Mikel Merino en algunos partidos.

El centrocampista donostiarra se gana a la afición “txuri-urdin” cada vez que salta al campo, y ya incluso le han puesto el apodo, “El Maestro” Zubimendi. Motes aparte, la afición de la Real Sociedad cada vez pide ver más a Martín, otro de sus grandes talentos salidos desde Zubieta, y que tanto peso tienen en un club de cantera histórica como ha sido siempre la Real Sociedad.

¿Cómo juega Martín Zubimendi?

Zubimendi es un centrocampista que se adapta a cualquier estilo de juego, ya que puede ser esa brújula que lleve los galones del centro del campo del equipo, o encargarse de un papel más defensivo, como pivote más atrasado en el campo.

Su capacidad defensiva se vio resaltada cuando jugó un Europeo Sub-19 en la posición de defensa central, donde destacó por su contundencia y frialdad, incluso sin ser su posición ideal. Polivalencia en estado puro.

Destaca por su capacidad de crear juego, y ser sencillo, rápido y directo. Su velocidad de reacción es inmensa, y por lo tanto no necesita tiempo para pensar qué hacer. Cuando recibe el balón ya tiene claro a quién va a ir dirigido  y orienta su cuerpo para realizar el pase hacia ese compañero, algo imprescindible en un jugador que debe encargarse de la salida de balón en transición. Zubimendi es uno de esos centrocampistas que juega de memoria, a veces incluso sin mirar, una capacidad innata de la que pocos centrocampistas pueden presumir en el fútbol español.

 

View this post on Instagram

Merecidos ➕3️⃣ ⚪️🔵 @realsociedad

A post shared by MARTIN ZUBIMENDI (@martin_zubimendi) on

El futuro de Zubimendi

El futuro de Zubimendi puede ser realmente brillante. Algo debería de suceder para que un jugador de estas características y con este nivel, no acabe siendo uno de los pilares de la Real Sociedad en unos años. Otra perla que sale del “harrobi” de Zubieta, ese del que tan buenos jugadores han salido recientemente.

El caso de Zubimendi es especial, porque es uno de esos talentos puros que pocas veces se ven. Y a día de hoy parece que continuará su camino con la Real Sociedad. Además, recientemente firmó su renovación hasta 2025, con una cláusula de 60 millones de euros que de momento aleja a los clubes que puedan interesarse por él.

Una vez más, Zubieta nos deleita con otro talento de su prolífica cantera, y que ya está dando pistas del jugador que puede ser en los próximos años. Un futuro marcado por nombres propios como Ander Barrenetxea, Aihen Muñoz, Robin Le Normand, y nuestro protagonista, Martín Zubimendi.

 

Toni Martínez, el gol por bandera

Toni Martínez, el gol por bandera

Toni Martínez, tras pasar años de constantes cesiones en las filas del West Ham, está viviendo el sueño de conquistar Portugal a base de goles. El delantero español del Famalicão, ya es toda una referencia en el conjunto portugués y está en un momento de forma espectacular en la Liga NOS.

La formación de un gran delantero

El nacido en el Barrio del Progreso (Murcia), comenzó en las categorías inferiores del club de su ciudad natal, pasó allí varias temporadas hasta llegar a la cantera del Valencia.

Tras destacar en el juvenil del Valencia, el West Ham lo fichó y se lo llevó a Inglaterra, donde su época allí se resume en cesiones. Cesiones que dieron sus frutos, desde el Oxford United al Rayo Majadaonda, pasando por Lugo y Real Valladolid. Su carrera se lanzó a partir de la cesión al Real Valladolid, donde no contó con mucha continuidad pero su nombre se dio a conocer gracias al gol del empate ante el Cádiz, la afición pucelana le cogió un cariño inmenso.

Pero su cesión más fructífera fue la del Rayo Majadahonda y la del CD Lugo. Pasó media temporada cedido al club madrileño y otra media temporada cedido al club gallego, donde ganó toda la experiencia necesaria para ser un gran delantero. Entre ambos clubes contó en un total de 31 partidos entre Copa del Rey y Segunda División y disputó un total de 1337 minutos, gracias a ambos clubes continuó con su crecimiento para jugar en ligas con más exigencia.

 

 

En el filial del West Ham también consiguió destacar cuando le dieron la oportunidad, ya que en un total de 29 partidos logró anotar 24 goles, de ahí haría las maletas hacia Portugal, al Famalicão concretamente.


Sus primeros pasos en Portugal

Llegó a la Liga NOS en la temporada 2019/20, tras pasar un total de cuatro cesiones diferentes en su etapa en el West Ham. El Famalicão le daría la oportunidad de ser un jugador importante dentro de la dinámica del club.

Toni Martínez llegó procedente del West Ham a un Famalicão, que no pagó cuota de traspaso por el delantero. Pero la cantidad no es el tema importante. Toni le ha devuelto la confianza a base de goles al cuadro portugués, donde cuaja una gran temporada y el club se convierte la gran revelación de la Liga NOS. 

 

View this post on Instagram

+1 🎯

A post shared by Toni Martínez (@antoniomtnez_29) on

 

El delantero fue de lo más destacado de la Liga NOS en su primera temporada, aprovechando cada mínimo error de la defensa rival para liarla dentro del área. Jugó un total de 32 partidos a las órdenes de Joao Pedro Sousa, en los que fue el referente del equipo a la hora de perforar la red rival, anotando 14 goles y repartiendo 3 asistencias.

Su primera temporada en Portugal fue brillante, encontró el hueco que tanto tiempo llevaba buscando, y cumplió y superó con creces las expectativas. Toni demostró ser un delantero de calidad, jugando a la antigua usanza. Un delantero de área que aprovecha el mínimo espacio o el mínimo error para convertirlo en gol.

La gran temporada del Famalicão

Su temporada de debut en la Liga NOS ha salido a las mil maravillas, no solo a nivel individual, sino a nivel colectivo del Famalicão. Un año donde casi consiguen entrar en la fase previa de la Europa League, acabando sextos en la clasificación.

El Famalicão se consagró como revelación de la liga tras sorprender con su valiente forma de afrontar los partidos y sus grandes resultados frente a equipos punteros. Con Toni Martínez comandando a los Famalicenses, el club logró liderar la Liga NOS cuatro jornadas seguidas y ganó partidos ante Sporting de Portugal y Benfica, también sacaron un magnífico empate ante el Oporto.

El club demostró valentía en su juego y sorprendió a todos los equipos y espectadores de la Liga NOS. La lucha por Europa fue un constante en el plantel de Joao Pedro Sousa, tras mantener ese puesto durante varias jornadas, el Rio Ave se lo arrebataría a los Famalicenses en la última jornada del campeonato portugués.

 

View this post on Instagram

Missing this feeling ⏳

A post shared by Toni Martínez (@antoniomtnez_29) on

¿Cómo juega Toni Martínez?

Toni destaca por su gran presencia en el área y por su lectura del juego, tiene facilidad a la hora de posicionarse para recibir el balón e iniciar una carrera a la portería rival, ya sea para dar una asistencia o marcar él mismo. Otra de sus grandes virtudes es el tiro y la picardía para cambiarlo en el último momento dependiendo del posicionamiento del portero rival.

También hay que Toni es lo que hoy en día conocemos como “ratón de área”: un delantero que siempre está bien posicionado para recibir un centro al segundo palo o un pase de la muerte entre dos defensas, y que aprovecha los rechaces para marcar goles. Sin duda Toni Martínez ha dado razones de sobra en Portugal para que la afición se enamore de él y de su modo de juego, ya que es un estilo que cada vez vemos menos en los delanteros modernos.

 

Harvey Barnes, la flecha de los “foxes”

Harvey Barnes, la flecha de los “foxes”

Harvey Barnes se ha convertido en una de las mayores esperanzas de todo un campeón de la Premier como el Leicester, a base de buenas actuaciones y de la consistencia que tanto le ha costado encontrar. Pero, ¿cómo ha llegado hasta aquí?

Curtiéndose fuera de Leicester

Han sido varios los clubes que han acogido al joven nacido en Burnley en su corta carrera. Barnes ha sido cedido en equipos como MK Dons, Barnsley o West Bromwich Albion, y ha dejado huella en todos ellos. Antes de las cesiones, Ranieri lo convocó para jugar sus primeros minutos con el primer equipo, fue en el Estadio Do Dragao ante el Oporto en la UEFA Champions League.

El primer club en el que tuvo la oportunidad de demostrar la clase de jugador que es fue el MK Dons, donde ya se veían las intenciones y la calidad del jugador, tirando diagonales hacia dentro constantemente y pidiendo ser dueño del balón en cada ocasión. Un desparpajo impropio para un jugador tan joven.

Destino Championship

En la temporada 2017/18, Harvey Barnes pasaría media temporada cedido en el Barnsley. Esta sería su primera experiencia en la EFL Championship. El joven inglés ofreció un gran rendimiento , marcando 5 goles y dando 4 asistencias en un total de 24 partidos.

Tras su primera temporada en Championship, Barnes viviría su última cesión antes de empezar a contar para el primer equipo. Esta vez los “baggies” preguntaron por el inglés, y el Leicester City decidió utilizar la misma fórmula que en la etapa anterior, cederlo la primera mitad de la temporada. Su rendimiento con el West Bromwich Albion fue muy superior al de su primera campaña en Championship, el inglés sumó un total de 9 goles y 7 asistencias en 26 partidos con los “baggies”.

 

View this post on Instagram

Back to winning ways ⬆️

A post shared by Harvey Barnes (@harveybarnes97) on

 

Tras su paso por la tercera y la segunda división inglesa, y dejar en ambas un saco de goles y asistencias, Harvey Barnes volvió a Leicester para quedarse en la segunda mitad de la temporada 18/19.

Harvey Barnes  se asienta en el Leicester

En la segunda mitad de la temporada 18/19, con Claude Puel como entrenador del Leicester City, Harvey Barnes se quedó ya por fin en el club. Debutó el 19 de abril de 2018 ante el Southampton, y prácticamente desde ese momento ha sido un jugador clave en los onces de los “foxes”. El puesto de titular le llegó tras la pérdida de protagonismo de Marc Albrighton y la inconsistencia de Demarai Gray.

“Es una gran amenaza. Estoy encantado por él porque cada partido que juega para nosotros parece que va a marcar” –Brendan Rodgers sobre Harvey Barnes.

Brendan Rodgers ha sido el técnico que más ha confiado en Barnes desde su llegada al club. Ha sido su extremo predilecto, y esto se lo ha ganado a base de buenas actuaciones. En la temporada 19/20 jugó un total de 43 partidos, en los que marcó 7 goles y repartió 9 asistencias.

 

View this post on Instagram

A post shared by Harvey Barnes (@harveybarnes97) on

¿Cómo juega Harvey Barnes?

En la presente temporada, Harvey Barnes está demostrando ser un jugador más maduro, y eso se le nota a la hora de leer el juego y repartirlo. Harvey ha conseguido enamorar a la afición gracias a su gran control del balón y a su gran manejo de ambas piernas, aunque naturalmente sea diestro.

Gracias a las constantes diagonales que traza, consigue abrirse espacios para tener un disparo claro, y de ahí vienen la mayoría de sus goles. A esto hay que añadirle su gran capacidad para asociarse con dos peloteros de élite, como lo son James Maddison y Youri Tielemans. Una característica que comparte con ambos y con muchos compañeros del Leicester, es que es un jugador de equipo.

Pura velocidad acompañada de un gran manejo de balón. Suele hacer un movimiento característico de los extremos a pierna cambiada, las diagonales de fuera hacia dentro. Barnes deja la banda libre para que su respectivo lateral le doble y crear el doble de peligro. Una amenaza tanto por banda como en el carril central. Simplemente indescifrable.

El sustituto de Riyad Mahrez, ¿futuro del club?

Tras superar con éxito la prueba de las cesiones en segunda y tercera, Harvey Barnes llegó a Leicester con la difícil misión de suplir a uno de las mayores leyendas del club: Riyad Mahrez. El argelino, que fue una pieza clave en la consecución de la Premier League, donde también fue nombrado como mejor jugador de la liga, partió rumbo al Manchester City. Una baja muy sensible, ya que el equipo perdía a una de sus principales armas.

Sin embargo, y contra todo pronóstico, Harvey Barnes ha ido poco a poco ganando peso en la plantilla hasta establecerse como un jugador fundamental, como era Mahrez. Es cierto que no es el mismo jugador, pero a su corta edad, ya ha demostrado que puede ser un gran sustituto a medio plazo, y que puede ser esa pieza fundamental para llevar al Leicester de nuevo a lo más alto.

 

Daniel Podence, el mago de Oeiras

Daniel Podence, el mago de Oeiras

Daniel Podence, nacido en Oeiras (Portugal, 1995) se ha convertido poco a poco en una pieza importante en los Wolves. ¿Conseguirá asentarse en la Premier League?

Desde Portugal con amor

Sus inicios en la élite se remontan a la temporada 13/14, cuando comenzó a participar de forma continua en el primer equipo del Sporting CP. Esa temporada dejó claro que sería un jugador a seguir, disputando un total de 37 partidos y anotando 3 goles y 2 asistencias.

Sin embargo, al portugués no le acompañó la fortuna en su etapa con el Sporting. Las diferentes lesiones sufridas en la temporada 2017/2018 frenaron en seco la progresión, de lo que ya parecía ser una promesa emergente de la cantera.

 

View this post on Instagram

💭💭🏆

A post shared by Daniel Podence 🇵🇹 (@podence) on

Lamentablemente, una fractura de pie lo mantendría fuera de los estadios durante cinco meses. Tras una temporada de mala suerte, el Olympiacos llamaría a su puerta, y Podence emprendió su primera aventura fuera de su país natal.

Un portugués en Grecia

Olympiacos era la oportunidad que Podence necesitaba para volver a ser el futbolista que fue en Portugal. Un jugador al que se le caía la calidad de los bolsillos. Además, tendría la magnífica oportunidad de mostrarse en la Europa League, en cierto modo, Olympiacos fue el escaparate de Podence de cara a los grandes de Europa.

41 partidos con el club de El Pireo le sirvieron para demostrar que aquél futbolista previo a la lesión seguía estando presente. Un total de 8 goles y 9 asistencias entre liga y Europa League.

Tan solo una temporada en el Olympiacos fue suficiente para que varios clubes llamaran a su puerta. Entre ellos el Wolverhampton de Nuno. El técnico compatriota de Podence, se fijó en él, y el de Odeira hizo las maletas hacía el Molineux.

Podence llega a la Premier League

Podence dio el salto a la Premier, en un club con mucha competencia en el puesto de extremo. Adama Traoré, Diogo Jota y Pedro Neto, pero si por algo se caracteriza es por no dejarse amedrentar ante grandes retos.

En la temporada actual se batirá el cobre con Pedro Neto y Adama Traoré, ya que la posible marcha de Diogo Jota al Liverpool dejaría una vacante en el esquema de Nuno.

Podence ha demostrado ser un jugador versátil y polivalente, que se mueve en los puestos de ataque como pez en el agua, ya sea por izquierda, derecha o centro. Y precisamente esa polivalencia posicional le ha abierto las puertas de la titularidad, ante las bajas del equipo. Sin embargo, aún está por ver si será suficiente para hacerse con un puesto en un once tan marcado y establecido como el de Nuno.

 

¿Cómo juega Daniel Podence?

Daniel Podence es un jugador caracterizado principalmente por su velocidad con y sin balón. Es un regateador con un potente cambio de ritmo. Su gran posicionamiento ofrece muchas situaciones de ventaja para su equipo, desmarcándose constantemente. Además, sus condiciones físicas le permiten aguantar el contacto con la defensa rival.

Lo más destacable, dejando a un lado las cifras, es el compromiso que demuestra sobre el césped. Es un jugador que ataca y defiende con el mismo ímpetu, de esos que se dejan el alma en el campo por el equipo.

Si hay algo que debe mejorar para ser un “top class” es la toma de decisiones. Tras el desborde, debe intentar levantar la cabeza para dar el pase. A veces no escoge la opción correcta, pero es algo que todavía puede pulir para continuar su crecimiento como futbolista.

Sin duda es un extremo completo y polivalente, de esos que ya no se ven. La afición de los Wolves, ya tiene puestas muchas esperanzas en “El Mago de Oeiras” , y  precisamente razones no les faltan.

 

Julen Guerrero, el primer Rey León

Julen Guerrero, el primer Rey León

Julen Guerrero es uno de los jugadores más recordados en El Botxo, un icono del Athletic Club que comandó al equipo durante más de 10 temporadas, pero, ¿quién era Julen Guerrero?

La Perla de Lezama

El Portugalujo comenzó su etapa en el Athletic a la temprana edad de 8 años, jugando en las categorías inferiores y destacando en todas ellas.

A los 18 años Jupp Heynckes vio algo especial en él y no dudo en hacerle debutar con el primer equipo, marcando el gol que le diol la victoria al Athletic en su debut ante el Cádiz, comenzando así a escribir la historia de uno de los mayores iconos de Los Leones. Un año después, con tan solo 19 años, debutó en la Selección Española de la mano de Javier Clemente, y desde entonces fue un indiscutible tanto en el club como en el equipo nacional, portando aquel característico dorsal número 8.

Julen Guerrero se consolidó como uno de los mejores jugadores españoles de aquella época, siendo uno de los más cotizados, rechazando ofertas de clubes punteros en Europa con tal de demostrar su lealtad al club que le dio a conocer.

El Rey León rugía en San Mamés

Su trayectoria en el Athletic Club no se resume solamente en estadísticas, fue un jugador que marcó a una generación desde Lezama, y aún más importante, llenó de ilusión a una afición que quería volver a ver a su equipo en lo más alto.

La Perla de Lezama se consolidó en su segunda temporada con el club del Botxo, marcando 21 goles y siendo convocado por la selección española,y no tardaron en llegarle las ofertas. En 1994, Julen Guerrero fue nombrado mejor jugador de La Liga.

Quizá este fue uno de los momentos más importantes para los aficionados del Athletic Club, ver como tu mayor estrella rechaza irse a un club grande y renovar con tu equipo, un gesto que le hizo grande y que demostró que Julen Guerrero sentía el escudo que llevaba en el pecho.

Tras rechazar las ofertas de clubes como el Real Madrid o el Inter de Milán, Julen Guerrero renovó en 1995 con un contrato que le uniría al Athletic Club hasta 2007.

“Yo no tuve ídolos concretos, mi espejo fue el Athletic de la Gabarra”

Julen Guerrero fue un icono de los que pocos quedan en la entidad bilbaína, un jugador que entendió lo que era vestir la camiseta del Athletic y qué entendió a la perfección lo que eso conllevaba. Un total de 14 temporadas con el primer equipo, más de 430 partidos y 116 goles lo convirtieron motu proprio en leyenda del Athletic Club.

Un final amargo para Julen Guerrero

Tras renovar en 1995 y ser uno de los referentes del club en más de 10 temporadas, en 2002 comenzaron los rifirrafes entre entidad y jugador. Nadie se explicaba como no podía contar para el equipo alguien que se había dejado el alma por esa camiseta. De un día para otro, Julen Guerrero dejó de entrar en los planes del Athletic Club.

A eso se le unieron los problemas internos en el vestuario, el “run run” de la grada por no ver al Rey León en el césped de San Mamés y su desaparición prematura de los planes del club. Entonces apareció la figura non-grata para gran parte de la afición bilbaína, Fernando Lamikiz.

El entonces presidente del club se reunió con Julen Guerrero y convenció al mismo de que colgara las botas y pasara a ser un entrenador en las categorías inferiores.

La retirada de una leyenda del Athletic

El 11 de julio de 2006 Julen Guerrero anunciaba su retirada, cuando aún le restaba un año de contrato.

“Me veo con fuerzas de jugar un año más, pero este es el momento de dejarlo por las circunstancias que sean, es lo mejor para el Athletic” – Julen Guerrero el día de su retirada.

De esta forma pasó a ser entrenador en Lezama, se encargó del equipo juvenil y tras más rifirrafes con la directiva, en 2008 se desvinculó por completo del club.

Hoy en día Julen Guerrero se desempeña como entrenador en las categorías inferiores de la selección española, aparte de colaborar en diferentes medios deportivos.

Esta es la historia de uno de los mayores iconos del Athletic Club, un jugador que mostró su amor a un escudo que cuando él más lo necesitó le falló por la cúpula del club. Jugadores como Julen Guerrero pocos quedan en el Athletic Club, jugadores que entiendan que el fútbol no siempre es dinero y hay casos en los que el amor por unos colores te lleva más lejos que cualquier cifra.

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad