Ben Brereton, un héroe de madre chilena

Ben Brereton, un héroe de madre chilena

Ben Brereton, ese es el nombre del protagonista de la historia de hoy. Una historia digna de la mejor partida del Football Manager, donde buscas a la desesperada un delantero que de la noche a la mañana solucione tus problemas con el gol. De hecho, su participación con Chile se debe en cierto modo al juego.

Esta es la aventura de un delantero inglés que un día, recibió la llamada de la Selección de Chile para disputar los amistosos previos a la Copa América, y que tras su buen rendimiento y sin entender apenas el castellano, se sumó a la lista definitiva de Martin Lasarte y pasó a ser el ídolo de un país.

 

Sangre chilena e inglesa

La historia de Ben Brereton es curiosa cuanto menos, un inglés nacido en Stoke jugando con “La Roja”. Parece sacada de un guion de Tarantino, pero tiene un explicación. Su madre, Andrea Díaz, se mudó desde Chile a Stoke hace ya muchos años.

Allí conoció a un policía con el que más tarde se casó y tuvo dos hijos, uno de ellos el protagonista de este artículo. Cuenta su madre que la cultura chilena corre por las venas de Ben Brereton desde hace tiempo, su abuelo le contaba historias sobre la selección, y le hablaba maravillas de la leyenda Iván Zamorano.

Ben consiguió hacerse un hueco en el mundo del fútbol cuando la Federación Inglesa de Fútbol lo convocó para el Campeonato Europeo Sub-19. Allí compartiría vestuario con jugadores que hoy en día son estrellas: Phil Foden, Mason Mount, Trent Alexander-Arnold, Jadon Sancho…

Aquella generación gano ese torneo, y el Nottingham Forest le dio la oportunidad de debutar en el fútbol profesional al bueno de Ben. La directiva decidió cederlo al que hoy en día es su club, los Blackburn Rovers. Con 22 años, parece estar dando ese paso adelante que han dado los otros jugadores de su generación, y después de su mediática convocatoria con Chile, está en el radar de más de un equipo.

 

¿Cómo se descubre que Brereton podía jugar con Chile?

Así es como la Selección de Chile descubrió que Ben Brereton podía ser convocado. Todo comienza con la aparición de un “scout” que descubre un dato de los que abren puertas. Ricardo García, el scout, descubrió que había un futbolista inglés de apellido latino, y un conocido suyo le ayudó a llegar hasta los Brereton Díaz.

Este dato llegó a la Federación de Chile, y el entonces entrenador Reinaldo Rueda solicitó una entrevista con la madre, Andrea Díaz, para convencer a Ben Brereton de jugar en “La Roja”. Reinaldo Rueda fue quién convenció a la familia para que Ben jugará con Chile, la Federación se encargó de conseguirle un pasaporte para 2020.

Lamentablemente, Reinaldo Rueda dejó el cargo de seleccionador sin haber convocado aún a Ben, pero el nuevo seleccionador, Martín Lasarte, no dudó en meterlo en su lista.

 

 

Ben Brereton, el ídolo de todo Chile

La noticia de que un delantero de origen inglés entraba en la lista para la Copa América fue un soplo de aire fresco para todo aficionado chileno. Los problemas con el gol en “La Roja” eran más que evidentes, y con Ben Brereton tenían una nueva esperanza a la que aferrarse.

Debutó con Martin Lasarte ante Argentina, tan solo jugando 13 minutos. Pero las sensaciones que transmitía y lo bien que se entendía con sus compañeros sin hablar un ápice de castellano, sorprendieron a todo espectador. Tan solo tardó dos partidos en marcar su primer gol con Chile y dedicárselo a su madre, a la que le había dado la posibilidad de representar ese país del que le había hablado tanto su abuelo.

Su gol fue ante Bolivia, significó la victoria, y a partir de ahí todo fue viento en popa para el nacido en Stoke. Sumó una asistencia en el empate ante Uruguay y esto le sirvió a Chile para alcanzar las fases finales de la Copa América. Lamentablemente, la primera experiencia de Brereton se acabaría ante la anfitriona Brasil, ya que perdieron y quedaron eliminados.

A pesar del resultado, Chile tenía nuevo ídolo. La alegría con la que celebró su primer gol enamoró a todo el que seguía la competición por la pantalla de su televisor. La garra y el corazón que demostró en su primera convocatoria lo convirtió en referencia, y el dorsal 22 de Ben Brereton Díaz ya ha quedado en la retina de todos los chilenos.

 

 

¿Cómo juega Ben Brereton?

A pesar de su 1’85 m de altura, es un jugador muy versátil, su habilidad con el balón le permite desenvolverse por todas las posiciones del ataque. Su posición habitual ha sido de extremo izquierdo, brillando esta temporada donde en 40 partidos ha marcado 7 goles y 4 asistencias con el Blackburn Rovers.

Otra de sus grandes virtudes es su capacidad para finalizar tras regate, una faceta en la que es poderoso y que acompaña con un golpeo sublime. Es evidente que por su juventud, aún le quedan cosas por pulir, pero su forma de jugar al fútbol con tan solo 22 años deja entrever que puede ser uno de los jugadores a seguir en el futuro.

También cabe destacar su jugada más habitual, partir desde la banda y cortar hacia dentro para buscar un disparo. Con el balón en los pies es muy difícil quitársela, debido a su envergadura y su fuerza. Quizás deba mejorar en varios aspectos como su capacidad de aguantar el balón o en sus centros desde la banda, pero aún le queda mucho camino por progresar.

El chico de Stoke ha enamorado a todo un país, una historia peculiar de esas que ya no quedan en el fútbol moderno, la película de Ben Brereton.

 

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad