Yves Bissouma, el gorrión que guía a las gaviotas

Yves Bissouma, el gorrión que guía a las gaviotas

Yves Bissouma, centrocampista de 24 años del Brighton & Hove Albion, es uno de los nombres propios en esta nueva entrega de la Premier League. El de Mali, con su vistoso y dinámico juego, se ha convertido en la brújula de los del sur de Inglaterra.

 

Yves Bissouma, desde Mali con amor

”Un pueblo, una meta, una fe”. Así comienza este nuevo relato, con el lema de Mali, país de procedencia del ”intérprete” del mismo. Aunque nace en la ciudad costa-marfileña de Issia, Yves Bissouma pasa toda su vida en Mali, República africana con capital en Bamako. Primera premisa, el pueblo, cumplida. El pequeño Bissouma no tardaría demasiado en tener clara la segunda; su meta era ser futbolista, como sus compatriotas Mahamadou Diarra, Seydou Keita o Frédéric Kanouté. Comenzaría a intentarlo del mismo modo que hicieron estos: golpeando bolas de trapo bajo el incesante calor del Sahara. En cuanto a la fe…no le hizo falta tener demasiada.

Rápidamente se vio que Yves era diferente, que en sus agrietados pies se almacenaban grandes tardes de fútbol. El joven marfileño-maliense continuó mirándose en el espejo de sus paisanos, y en el 2016 cambió Mali por Francia, donde el LOSC Lille ya le aguardaba. ”Un pueblo, una meta, una fe”, consigna grabada a fuego por todo maliense de bien.

Adiós Ligue 1, hola Premier League

El estreno de Yves Bissouma como ”Mastín” fue bastante agridulce: mes de julio, Previa de Uefa Europa League ante un equipo azerbaiyano, el Gabala FK, y para colmo, eliminación. El debut soñado para todo futbolista. Esa temporada, la 16/17, se quedó más bien en un ensayo para el bueno de Bissouma. El Lille, instalado en la mediocridad durante todo el curso y con hasta tres entrenadores distintos, no pudo alejarse del pelotón clasificatorio y tuvo que conformarse con una insípida undécima posición.

La campaña siguiente, con el equipo coqueteando con el descenso, el descaro del maliense fue una de las pocas cosas rescatables del Tricampeón de Ligue 1. Sin embargo, a la conclusión de esta, el tierno centrocampista africano, que había sido de partida en 20 de los 30 choques disputados por ”Los Dogos”, creyó que era el momento de emprender el vuelo.

Cansado de la inestabilidad de los barrotes que sujetaban su nido en el Estadio Pierre-Mauroy, el ”Gorrión del Sahara” aleteó intensamente y llegó al Brighton Pier. Allí le aguardaban ”las gaviotas”, sabedoras de que ese nuevo “pájaro” sería su guía a partir de ese preciso instante.

 

Brighton & Hove Albion: Graham Potter y el peligro de sus ”hechizos”

A pesar de no ser el director ”seagull’‘ cuando Bissouma llegó al sur de Inglaterra, Graham Steven Potter es el máximo valedor del malí. El ex-futbolista y actual preparador del Brighton & Hove Albion ha depositado su confianza en él en 37 de los 44 envites en los que ha podido utilizarlo, y el centrocampista ha querido agradecerle esta fe a través de esas grandes tardes de fútbol ya vaticinadas en sus preámbulos desérticos.

Ver jugar al Brighton mola. Los de Potter, al igual que ocurría con el Sassuolo en la Serie A, son uno de los grandes agitadores del campeonato doméstico inglés. Amigos del balón y enemigos de las siestas viendo el fútbol, estos son un atisbo de luz en las tinieblas tácticas del fútbol contemporáneo. Pero claro, jugar bien siendo un equipo modesto conlleva sus riesgos.

 

 

El conjunto inglés se caracteriza por ser muy atrevido con balón, acumular muchos hombres en campo contrario y presionar muy alto, ignorando el tipo de contrincante al que le toque medirse. El esquema empleado por Graham Potter es un 5-3-2, que puede variar a un 5-2-3 (eliminando a un interior e incorporando a un extremo para jugar más por fuera) o a un 5-2-1-2, similar al primero pero con un doble pivote más consistente y un mediapunta al uso, como el flamante fichaje Adam Lallana.

En salida de cuero, dos posibles escenarios: el primero, con dos mediocentros en la base de la jugada. En el segundo de estos, será un único pivote el encargado de sacar la pelota: Yves Bissouma. Por delante de este, dos interiores, dos mediapuntas y el punta, con el objetivo de acumular muchos efectivos por dentro para atraer y posteriormente hacer daño por los costados con velocistas como Tariq Lamptey. Este último decorado puede recordar en cierto punto a la forma de atacar del Girona de Pablo Machín.

En el caso de ejecutarse, es un buen plan, qué duda cabe. Sin embargo, y como es natural, este tiene sus defectos. La excesiva relajación defensiva, así como los numerosos errores en salida de balón, han propiciado que los puntos volasen lejos del The Amex en más de una ocasión. ¿A qué precio sale jugar bien en este ”nuevo fútbol? ¿Desembocarán los hechizos del ”mago” Potter en artes oscuras?

 

¿Cómo juega Yves Bissouma?

Tan solo unos segundos. Eso se necesita para ver a Bissouma danzar sobre el verde y frío césped británico y reparar en el ”bicho” que puede llegar a ser. También para percatarse en que se aleja, y mucho, del estereotipo de ”mediocentro africano y fuerte”. Yves es mucho más que eso, pues las pelotas de trapo que pateaba al comienzo de este relato le dotaron de una técnica envidiable con el esférico. Esta virtud, sumada a su dinamismo y su generosidad a la hora de repetir esfuerzos, le auguran un mayúsculo porvenir.

Aunque aún no se ha desmadrado en ataque, la estabilidad que este le da a ”las gaviotas” tanto con balón (85% de precisión en pases) como sin él (0,9 intercepciones p/p y 3,2 tackles) han contribuido a que los de Potter sean la excusa perfecta para abonarse al fútbol de pago y evadirse así de esta nueva y desaborida realidad.

 

Andrés Martín, el rayo del Rayo

Andrés Martín, el rayo del Rayo

El Rayo Vallecano se quedó a las puertas de disputar los Playoffs de ascenso la temporada pasada, quedando fuera por un punto de diferencia. Actualmente, ocupa esos puestos en la locura de La Liga Smartbank. Tras la salida de Paco Jémez, el conjunto madrileño se encuentra en plena reconstrucción con un nuevo proyecto, comandado por la leyenda del Athletic Club, Andoni Iraola. En estas primeras 15 jornadas, destaca un chaval de 21 años que está dando lo que se esperaba de él cuando voló de Córdoba hacia la capital para jugar en unos de los clubes más carismáticos de España. ¿Su nombre? Andrés Martín.

 

Andrés Martín, la promesa califa

Nacido en Aguadulce, se formó en la cantera del Córdoba CF. Su nivel fue mejorando y gracias a ello, consiguió debutar en la 2017/2018 en el filial, marcando 5 goles en 26 partidos disputados. Rápidamente, asciende al primer equipo para la próxima campaña, en una temporada negra para la historia de los blanquiverdes. El Córdoba desciende de categoría pero Andrés Martín demuestra su calidad, con 6 goles y numerosas asistencias, jugando de delantero y por ambas bandas.

Este gran debut en el fútbol profesional, permite que el verano del 2019 sea una auténtica locura. El Real Madrid y el Borussia Dortmund llegaron a acudir a las oficinas del Nuevo Arcángel para interesarse por Andrés Martín, pero finalmente, el pastel se dividió entre el Deportivo de la Coruña y el Rayo Vallecano. Paco Jémez, que siempre observa las canteras de los equipos donde ha entrenado, se fija en Andrés y comunica a Martín Presa que se fiche al sevillano. Todo parecía cerrado, pero el Deportivo de la Coruña se entrometió, dificultando el traspaso por el Rayo Vallecano. Este hecho provocó el enfado del técnico rayista.

“No culpo al chico, tiene 19 años y esperó el desenlace del Mallorca-Deportivo para ver si los gallegos ascendían. Se ha dejado llevar por lo que han dicho pero su actitud es como ‘Si no sale nada mejor, nos vamos al Rayo’. Así no son las cosas. Le quiero tener como entrenador pero si fuera el presidente, retiraría la oferta inmediatamente”, sentenció de forma tajante Paco Jémez en la Cadena Cope.

Fijo en la selección española sub 21

Finalmente, fichó por el Rayo Vallecano. Sin embargo, su primera temporada ha sido agridulce. No contó mucho para Jémez pero sí para Luis de la Fuente, siendo un fijo en la selección española en la sub 21. Su brillo pudo verse nublado por tener que actuar como extremo de urgencia, cuando su posición ideal es la de delantero centro. Su irregularidad, provocada por la falta de oportunidades constantes, acabó mermando a la progresión de Andrés.

 

Andrés Martín explota de la mano de Iraola

Sin dudas, Andrés Martín es una de las sensaciones en esta primera vuelta del campeonato. Con 4 goles y 4 asistencias, es el máximo goleador de su equipo junto a Isi Palazón, y el máximo asistente de los de Vallecas. Además, su contribución es tan vital, que ha participado en 7 de los últimos 10 goles de los franjirrojos. Asimismo, es junto a Santi Comesaña e Isi Palazón los únicos integrantes de la plantilla que han participado en todos los partidos disputados hasta la fecha en la 2020/2021.

“Andrés va a más. Es un jugador que nos aporta bastante. Tiene la madurez para salir de revulsivo pero se está ganando ser titular. Entiende bien el trabajo de la presión y nuestra idea de fútbol, de lo que queremos hacer”, afirmó Andoni Iraola en la rueda de prensa después del partido ante el Castellón.

Andrés está asumiendo su papel en un equipo que podía padecer falta de gol y de alternativas en la delantera, a pesar de que cuenta con el veterano Leonardo Ulloa, que formó parte del plantel de aquel heroico Leicester que fue campeón de la Premier League o del experimentado Yacine Qasmi.

 

¿Cómo juega Andrés Martín?

El delantero del Rayo Vallecano se desenvuelve especialmente bien como delantero centro, siempre acompañado de otro punta de referencia. A pesar de que todavía no se ha destapado como un gran goleador, sabe estar posicionado en el área, leyendo bien los contraataques o las segundas jugadas, como se pudo ver en su doblete ante el Castellón. Además, su polivalencia ofensiva permite que pueda jugar en otras posiciones, como la de extremo por ambas bandas o de mediapunta.

“Andrés encaja en la sub 21 por gama posicional y su versatilidad en el ataque, me parece un futbolista muy rico en matices”, afirmó el seleccionador Luis de la Fuente.

Por otro lado, tiene una zurda que es oro puro. Con ella regatea, asiste y marca las diferencias. Es especialista en enganchar balones aéreos y marcar golazos, como se pudo ver ante el Sporting de Gijón o jugando con el Córdoba en su primer año en La Liga Smartbank. Por último, también sabe conducir el balón cuando tiene que dirigir un contragolpe.

En definitiva, Andrés Martín, fan incuestionable y enloquecedor del FIFA como ha reconocido en alguna entrevista, se presenta como una de las promesas del fútbol español. Su zurda está compitiendo con jugadores experimentados como Marc Mateu o el ex rayista Adrián Embarba en la faceta de asistente y aportando una cantidad de goles que hacen que los aficionados del Rayo Vallecano sueñen con el retorno a la máxima categoría.

 

 

 

Marcos André, la samba de Pucela

Marcos André, la samba de Pucela

Marcos André está siendo la sensación vallisoletana en estas primeras 11 jornadas de La Liga Santander tras llevar 3 partidos consecutivos marcando y consolidándose en el equipo de Sergio González.

El de Sao Luís está en un gran momento de forma y parece que el Valladolid, tras dos victorias y un empate en las últimas jornadas, está remontando el vuelo gracias a las actuaciones del brasileño.

 

Del calor en Brasil al frío del norte de España

Formado en la cantera del Guaratinguetá de Brasil, Marcos André pondría rumbo a Vigo para recalcar en el filial del equipo en 2015 e intentar sumar minutos con la elástica celeste. Sin embargo, no fue así y, tras 2 años donde pasó sin pena ni gloria por el conjunto celeste, llegaría libre al Logroñés en 2017.

En esa misma temporada, el brasileño con tan solo 20 años, disputó un total de 18 partidos en la Segunda División B, marcando 2 goles. Tras un año cuajando buenos encuentros, el club abonaría la cantidad de 100.000 € para hacerse con los servicios del delantero.

 

Un jugador preparado para retos superiores

Si Marcos André había dejado destellos de gran jugador en la temporada 16-17 en el Logroñés, las dos siguientes supusieron la explosión de un delantero que estaba capacitado para categorías superiores a la Segunda División B.

11 goles y 1 asistencia fueron los números del brasileño en la 2017/2018 en una de las divisiones más complicadas para destacar como futbolista. Encuentros ante el Izarra, donde marcó un hat-trick, o un doblete ante el Osasuna Promesas, le pusieron en la agenda de varios clubes, tanto de la competición, como de categorías superiores.

 

 

Al año siguiente, el brasileño mantuvo el nivel de anotación con 10 goles y 2 asistencias, siendo clave de nuevo para los blanquirrojos. Goles ante los de arriba de la clasificación como el Mirandés o Racing, consiguieron que el equipo jugara los play-off de ascenso quedando en la tabla como 2º clasificado, una hazaña histórica para el club.

Sin embargo, el equipo no consiguió ascender a la categoría de plata tras caer en la semifinal ante el Hérculespero las grandes actuaciones de André le llevaron a fichar por el Real Valladolid por una cantidad de 400.000 € y desvincularse de la ciudad del sur de Bilbao.

 

El ídolo de Anduva

Si el brasileño apuntaba maneras en Logroño, en el Mirandés no dejaría a nadie indiferente. Tan solo un año cedido en el equipo dirigido por Andoni Iraola , le bastaría para demostrar que era un jugador capacitado para la Liga Smartbank o incluso algo más, pese a su juventud,

12 goles y 3 asistencias en 38 partidos, sirvieron para poner al Mirandés en un valiosísimo 9º puesto en liga y ser de lo mejor de la categoría. Encuentros ante Zaragoza, Girona, Fuenlabrada o Elche, hablan muy bien de la capacidad que tiene para aparecer en grandes partidos y ante grandes rivales, demostrando ser un jugador diferencial.

 

 

Tras este periplo en Miranda de Ebro, André volvería a Valladolid para ponerse a las órdenes de Sergio González. Lo que nadie se esperaba es el nivel que está mostrando en su debut en la máxima categoría del fútbol español.

Marcos André revoluciona el Valladolid

Algunos ya avisaban durante la pretemporada el nivel que podría llegar a mostrar Marcos André este año. Sin embargo, una lesión lo alejó de los terrenos de juego durante las primeras jornadas, algo que sufrió, y bastante, el Valladolid.

Ya sería a partir de la jornada 3 donde el brasileño empezó a disputar minutos con la elástica vallisoletana. Pese a todo, al principio parecía que no encontraba su sitio y el equipo no acompañaba tras entrar en una mala dinámica de juego y resultados.

Su partido ante el Athletic Club de Bilbao en el José Zorilla serviría como preliminar para anticipar lo que haría en las siguientes jornadas, convirtiéndose en uno de los jugadores más en forma del conjunto blanquivioleta. En dicho partido, hizo dos cosas que caracterizan a los delanteros: presionar de forma intensa arriba y estar en el sitio indicado en el momento preciso. Lo primero lo consiguió tras forzar el error de Unai Simón en la salida y que se convirtió en un penalti que transformó Orellana, y lo segundo, llegaría tras marcar en un rechace de delantero centro puro.

Su actuación no quedaría ahí y el encuentro ante el Granada superaría al del Athletic. Marcó el 0-2 ante uno de los equipos más en forma de la liga y consiguió desplegar todo su juego volviendo locos a los defensas del equipo andaluz.

 

 

¿Cómo juega Marcos André?

La característica que define al delantero del Real Valladolid es la de desparpajo. Marcos André es el prototipo de delantero que siempre quiere la pelota, que no le quema el balón, que encara a sus rivales y no se amedrenta por el rival que tenga enfrente.

Es un jugador que le gusta pedir la pelota al pie ya que, gracias a su envergadura (1,85), sabe aguantar de espaldas para luego asociarse con los mediocentros de su equipo o abrir el balón al otro costado del campo para desahogar el juego.

Otro de los factores determinantes es la asociación que genera en la zona ofensiva. Junto a Óscar Plano Sergi Guardiola, el brasileño se siente más cómodo en el ataque por dos elementos clave: primero, por los espacios que se generan entre sí Sergi Guardiola y él, ya que cuando uno va a recibir, el otro rompe al espacio y viceversa, y segundo, por las asistencias que le brinda Óscar Plano en los partidos. Hay que destacar este segundo factor porque Óscar Plano le ha otorgado dos asistencias en los dos últimos, una asociación que está generando muchísimo peligro y dando puntos vitales al equipo.

En fase defensiva, también hay que destacar la entrega del brasileño. Es el jugador que inicia la presión y que trata de provocar el fallo del contrario, algo que ya consiguió contra el Athletic, donde forzó el error de Unai Simón que se convertiría en penalti para su equipo.

En definitiva, Marcos André está en un gran momento de forma en la Liga Santander, al igual que el Real Valladolid. Su racha de goles no se ha producido por casualidad, sino gracias al esfuerzo y constancia de un jugador que es clave para Sergio González y para lograr la salvación de los vallisoletanos.

 

Ramón Enríquez, luz en la Costa del Sol

Ramón Enríquez, luz en la Costa del Sol

Ramón Enríquez se ha convertido en la mejor noticia posible para un Málaga en transición que venía de una situación complicada en lo económico y lo institucional. Se ha asentado como uno de los mejores centrocampistas jóvenes de La Liga Smartbank a sus 19 años, haciéndose con un puesto de titular desde el inicio de la temporada aprovechando que su entrenador Sergio Pellicer lo conocía del filial. Es otro de esos futbolistas que no tardaremos demasiado en ver en La Liga Santander.

Puro sentimiento malacitano

El centrocampista granadino llegó a la cantera malaguista con 11 años y ha ido pasando prácticamente por todas las categorías posibles dentro del cuadro blanquiazul. En la temporada pasada se hace un fijo en las alineaciones del filial, que militaba en Tercera tras haber descendido el curso anterior de Segunda B.

En aquella campaña coincide con Sergio Pellicer, que se convertiría en entrenador del primer equipo. Esto sucedió tras el despido de Víctor Sánchez del Amo por un escándalo sexual que no sentó bien en la cúpula del Málaga. En la actual campaña Sergio Pellicer le hace debutar en la segunda jornada de liga. El rival fue el Castellón y el partido se decidió por un golazo espectacular con el exterior del propio Ramón, que jugó los 90 minutos. Desde entonces ha participado en todos los partidos casi siempre de titular, a excepción del choque frente a Las Palmas en el que fue convocado pero no disputó ningún minuto.

 

Ramón Enríquez, revelación de La Liga Smartbank

El ascenso de Ramón Enríquez está siendo meteórico teniendo en cuenta que ha debutado esta temporada en el fútbol profesional. En un fútbol moderno en el que cada vez más se ven casos de promesas muy prematuras como Pedri o Luka Romero en La Liga Smartbank o Moukoko en la Bundesliga, parece que estrenarse con 19 años en la categoría de plata del fútbol español no tiene tanto mérito. Aún así, es algo escandaloso.

Su buen juego le ha permitido situarse como uno de los mejores canteranos del fútbol español de la actualidad y ser una referencia para todos esos jóvenes malaguistas que buscan debutar con su equipo al igual que compañeros como Ismael Casas o Juande, también de la casa.

 

¿Cuál es su encaje en el Málaga?

El Málaga no tiene un sistema de juego fijo. Sergio Pellicer es un entrenador muy intervencionista al que le gusta adaptarse al rival y a la situación de partido. Esta temporada le hemos visto emplear prácticamente todos los esquemas posibles, pero siempre con una consigna clara, Ramón Enríquez casi siempre de titular.

Normalmente juega como mediocentro, acompañando siempre a un pivote más posicional, ya sea en un centro del campo de dos o de tres hombres. Su rol es bastante claro, ser el faro del equipo en creación y ayudar lo máximo en defensa, hacer un poquito de todo. En ese sentido recuerda a otros mediocentros españoles como Luis Milla o Mikel Merino, que está siendo importante tanto en la Real Sociedad como en la selección española.

Aunque pueda parecer extraño, no ha contado para Luis de la Fuente en sus convocatorias para la selección española sub 21. Es cierto que ha debutado en la sub 19, pero si todo sigue como hasta ahora se le va a quedar pequeña, más aún viendo que nombres como Ceballos o Fabián, que eran los titulares, ya van con la absoluta.

 

¿Está preparado Ramón Enríquez para La Liga Santander?

El Málaga se está desprendiendo de muchos canteranos debido a la falta de ingresos y liquidez que tiene el club, por lo que esto incentiva su posible salida. Ventas como Antoñín al Granada, Harper al Getafe, Hugo Vallejo al Madrid o Iván Jaime al Famalicão son solo algunos de los casos más recientes.

Viendo que el Granada está apostando por jugadores de La Liga Smartbank y que Ramón Enríquez es granadino, el equipo entrenado por Diego Martínez podría ser una opción. Quizá lo más probable es que fuera cederle de nuevo al Málaga u otro equipo como ya ocurrió con Antoñín, que actualmente juega en el Rayo Vallecano de Andoni Iraola. Aún así, la temporada del Málaga está siendo tan destacable que no hay que descarta una sorpresa si se cuela en play off, viendo al Elche o al Mallorca como casos más recientes.

¿Cómo juega Ramón Enríquez?

Es difícil encontrarle defectos a Ramón Enríquez. Para definirle hay que tener en cuenta que es un centrocampista español. Posee un trato de balón notable, sin ser tan espectacular ni exquisito como el de un mediapunta clásico. Su mayor virtud es la conducción, que le permite salir de la presión con relativa facilidad. Arrancando desde atrás elimina rivales constantemente girándose sobre sí mismo y jugando tanto de cara como de espaldas. Por ello su mejor posición es la de primer interior, y más en el sector izquierdo.

Su estadística de regates completados es súper elevada (75%), debido a que casi todos son aprovechando esa conducción con su pierna diestra, sobre todo el exterior. Su visión de juego le permite intervenir en el aspecto ofensivo y ser útil ante defensas cerradas, aunque destaca más unos metros más atrás pero con libertad para recorrer campo y llegar desde atrás. A nivel defensivo es un mediocentro muy disciplinado. Sin ser un portento físico abarca mucho campo y mide bien sus entradas. Por ello solo le han sacado 3 tarjetas amarillas en 13 partidos.

No es un centrocampista goleador ni mucho menos, y solo ha anotado 1 gol y ha dado 1 asistencia. Se demuestra de nuevo que se siente más cómodo cerca de la base de la jugada. Completa un 86% de pases por encuentro. Su principal faceta a mejorar es la de los duelos aéreos. Tan solo gana un 35% debido en parte a su estatura (1,73) y a su poca potencia en el salto.

Ramón Enríquez es un centrocampista muy completo del que se espera mucho en el Málaga. Es un ejemplo de sacrificio, esfuerzo, disciplina y humildad y seguramente le veamos en La Liga Santander en un futuro.

 

Marcus Edwards, un inglés en Guimaraes

Marcus Edwards, un inglés en Guimaraes

Marcus Edwards, quizá sea el ejemplo perfecto de que la calidad en el fútbol no lo es todo. Un jugador que debido a sus constantes problemas de actitud, ha sido tachado de inmaduro en diferentes ocasiones. Pero parece que el inglés está encontrando su sitio en la Liga NOS tras haber pasado por varios baches en su corta carrera.

 

La presión de un joven prometedor

No hace tanto, Marcus Edwards era una de las perlas de la cantera de los Spurs y una esperanza para Inglaterra. Jugó la Eurocopa y el Mundial Sub-17 de 2015, junto a jugadores como Trent Alexander-Arnold, Tom Davies o Reece Oxford. Y en 2019 ganó la Euro Sub-19 junto a talentos como Ryan Sessegnon o Mason Mount.

Todo pintaba a que Marcus Edwards llevaba el camino de convertirse en un jugador asentado en la Premier League, pero la presión que tenía a la espalda pudo con el joven. Todo comenzó cuando salió cedido al Norwich City de Daniel Farke en 2018, llegando con grandes expectativas a los “canaries”. Su etapa fue un tanto turbulenta, tanto que solo participó en un partido y su cesión se cortó en media temporada. Un préstamo fallido, que le hizo hacer de nuevo las maletas, en este caso hacia el Excelsior, en la Eredivisie.

“No ha participado con el equipo y hay una sencilla razón, creo que aún debe madurar” – Daniel Farke, técnico del Norwich City.

 

La redención de Marcus Edwards en Holanda

Su reciente paso por Holanda ayudó al inglés a reconducir su carrera. Incluso él mismo dijo que en el Norwich ya se sentía lo suficientemente maduro y que le había dolido oír lo contrario, pero que al llegar a Holanda vio que era cierto. En el Excelsior tendría un rol importante, y sería clave en los onces de Leonid Slutsky. Aquella temporada fue excelente, y su carrera dio un giro de 180º .

“Es un futbolista increíble” – Leonid Slutsky, técnico del Excelsior

Una campaña en la que fue el jugador más regateador de toda la Eredivisie, promediando 3,3 regates completados por partido, además de anotar 2 goles y dar 4 asistencias. Tras su éxito, el jugador finalizaría su contrato con el Tottenham y se marcharía gratis al Vitória Guimaraes.

 

 

La importancia de Marcus Edwards en Guimaraes

El club que pertenece al distrito de Braga cuajó una gran temporada 2019/2020, donde jugó la Europa League y acabó séptimo en liga. Marcus Edwards tan solo tardó cinco partidos en ganarse a la afición de “El Minho”. Su primer tanto llegó en Uefa Europa League ante nada más y nada menos que el Arsenal. Se estrenaba con la camiseta del Guimaraes ante aquellos a los que acostumbraba a tener como rivales acérrimos, y además en el Emirates Stadium.

“Un momento de orgullo, marcar mi primer gol con el Vitória en Londres, donde tengo a todos mis amigos y a mi familia”

El atacante inglés acabaría cumpliendo las expectativas en Portugal. La campaña pasada, Edwards disputó 36 partidos en los que marcó 9 goles y dio 9 asistencias. El regateador comenzaba a devolver la confianza a aquellos que confiaron en él cuando aún era menor de edad. Por fin, estaba madurando.

 

 

Marcus Edwards encajó como anillo al dedo en el Vitória Guimaraes, ofreciendo otras opciones al ataque por banda derecha de los de Ivo Vieira, con su desparpajo y su regate. Aquel niño inmaduro se había convertido en uno de los líderes de “os Branquinhos”. Por supuesto, todo esto no pasó desapercibido y un viejo conocido volvió a interesarse por Marcus.

El Tottenham negoció con el Vitória una posible compra, pero no llegaron a un acuerdo y Marcus Edwards se quedó en Guimarães para seguir desarrollándose y evolucionando su fútbol.

Actualmente, el barco de Guimarães, sigue en popa y a toda vela. Ivo Vieira apuesta por el juego ofensivo con un 4-3-3 muy definido. Es un equipo que aprovecha mucho la velocidad por bandas, gracias a jugadores como el propio Edwards o Quaresma. El plantel desarrolla un fútbol directo basándose en la combinación en corto, con Pepelu siendo el timón del centro del campo, y liberando a André André de tareas defensivas. Un centro del campo en el que también le acompaña Denis Poha o Mikel Agu.

 

¿Cómo juega Marcus Edwards?

Marcus Edwards ya ha confesado que disfruta haciendo un juego vistoso. Ama todo lo que sea regatear y dejar atrás a un defensor. Sin embargo, no hace mucho tiempo atrás, el inglés era incapaz de acompañar todas estas virtudes con la madurez que exige un profesional. Y esta es la verdadera clave de su progresión y evolución.

En cuanto a la posición, Marcus puede desempeñarse tanto de extremo derecho como de delantero centro, aunque su posición más habitual es por banda. El zurdo destaca por su control y su conducción con el balón pegado al pie, algo que dificulta que los rivales puedan robársela. En la temporada actual está promediando 2.4 regates completados por partido y 5.1 duelos ganados. Sin embargo, donde mejor aprovecha sus cualidades es por la banda, donde aporta desborde y velocidad a los de Ivo Vieira.

El inglés ha encontrado un lugar en el que reconducir su carrera y comenzar a labrarse un futuro prometedor, todo ello gracias a la continuidad que le ha dado su entrenador. Edwards ha encajado como anillo al dedo en Guimaraes. Un jugador que parecía haberse perdido en el camino por culpa de su actitud, ha enganchado a las gradas del Dom Afonso Henriques.

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad